29 jul. 2005

Cifras sobre bases reales

Por Wilfredo Moreno

El documento llamado Visión Colombia Segundo Centenario, que se pregunta cómo debe estar el país cuando se cumplan doscientos años de la Batalla de Boyacá, esta creando polémica antes de publicarse. Entre otros aspectos de la vida nacional, el documento ofrece una propuesta para duplicar el ingreso per cápita de los colombianos de aquí al 2019, y por razones electorales dicha cifra será altamente cuestionada.

El panorama electoral hoy luce muy diferente del de hace tres años. Entonces el punto central era el enfrentamiento entre los que defendían una negociación a ultranza con las guerrillas terroristas y los que proponían acorralarlas para obligarlas a firmar una paz conveniente para la sociedad.

Como la segunda opción ganó las elecciones y sigue contando con el respaldo de la mayor parte de la sociedad colombiana, los precandidatos y candidatos a la presidencia no cuestionarán la exitosa política de seguridad puesta en práctica por el presidente Uribe. Muchos callarán al respecto a regañadientes y ocultando sus verdaderas intenciones.

En todo caso, el viraje político se dirigirá al crecimiento económico y se centrará en la pregunta ¿cómo crecer a tasas altas y sostenidas en el tiempo? Por eso la meta de crecimiento económico del documento 2019 lucirá tímida y poco ambiciosa. ¡La idea es crecer más hasta llegar por lo menos triplicar la actual renta per cápita de los colombianos! algo así para acercarse a 7.000 dólares por persona al finalizar el año 2019, eso suena maravilloso y atraerá las miradas de los entusiastas electores hacia los que mejor argumenten la forma de llegar a dicha felicidad.

El meollo del asunto es que en Colombia una cosa es lo que se propone y otra la que se materializa, por eso proponer formulas maravillosas pueden resultar catastrófico para el país. No se debería ofrecer algo que no puede hacerse realidad, la alta popularidad de Uribe entre otras cosas se debe a que hace lo que promete y por eso la sociedad colombiana ha salido de la etapa de frustración colectiva que invade a la mayor parte de las sociedades de la región, donde lo que predomina es la ingobernabilidad.

El documento Colombia Segundo Centenario es realista y fuera de cualquier proposición calentada por una etapa preelectoral. Crecer al 7 % o al 8% anual requiere identificar las potencialidades de un país y crear un marco estable y legal para que la inversión, tanto nacional como extranjera se vuelquen hacia ahí.

Después de que la caída de la llamada Cortina de Hierro, la competencia para atraer capitales es cada vez mas feroz en un mundo donde hay cada vez más jugadores que quieren copiar las fórmulas exitosas de Occidente. Colombia aún carece de un consenso mayoritario para crear las condiciones propicias que la lleven a alcanzar altas tasas de crecimiento económico.

Un referendo diseñado por el presidente Uribe que pretendía recortar gastos en pensiones y otras instituciones burocráticas terminó por polarizar a las fuerzas políticas. Fueron más las voces de rechazo que las que le dieron el visto bueno. Esa actitud da para pensar que cualquier cambio profundo y necesario para llegar a la prosperidad no tendrá cabida en unos partidos políticos que están más preocupados por defender los intereses de quienes patrocinan sus carreras políticas que por comprometerse con el bienestar de las mayorías.

Por eso las reformas económicas que llegan a esas politizadas instituciones siempre terminan archivadas o recortadas cuando son respaldadas por un presidente que cuenta con una alta popularidad.

A esos problemas se debe sumar la pérdida de confianza en los partidos políticos y el ascenso de un presidente que ha hecho las cosas bien y ha terminado por debilitarlos aún más.

Por tal motivo las banderas electorales que se deben apoyar tienen que ser aquellas que tengan bases reales para que las cifras no terminen por llevar al país a una frustración que retrocederá todo lo que se ha logrado en materia de gobernabilidad.

10 comentarios:

S.I.Atrabilioso dijo...

Lo peor del asunto que usted menciona es que los colombianos lo conocemos por la prensa, que se ha encargado de concentrar el tema en un asunto menor: que quieren cambiar, con este proyecto, la fecha de la independencia y pasarla del 20 de julio al 7 de agosto, NO PORQUE EL PROYECTO LO CONSAGRE, sino porque se va a porner por encima a la Batalla de Boyacá que al incidente de la base del florero de González Llorente.
Entonces, nos toca a nosotros difundir el material y darlo a conocer para que la ciudadanía tenga acceso a su contenido y a los análisis que de él se desprendan. Si tiene el material, por favor hágamelo llegar.

Anónimo dijo...

Frank.

El documento en si puede crear un hit en la historia Colombiana, Siempre y cuando se sepa masificar, es decir, que le llegue a toda la Sociedad, por que propondrá unas metas en el tiempo y dirá como llegar a cumplirlas, eso esta motivando una actitud hostil de quienes se benefician del desorden para seguir haciendo de las suyas en materia de politiquería y corrupción y de aquellos afines a ideologías totalitarias ya que el camino que ellos muestran para “salir” de la pobreza quedara desvirtuado, eso motiva a que el Gobierno defienda hasta con los dientes el documento y lo masifique, también dará para que salga un nuevo Partido Político que se comprometa llevar a feliz termino las metas de Colombia segundo centenario.

Jaime Ruiz dijo...

Para Frank: lo de crear un partido que siga esos ideales es una cuestión que a mí siempre me ha sorprendido: ¿cómo es que nadie ha fundado una organización política con ese fin? Podrían integrarla cinco personas.

No, en Colombia las prebendas son lo único que mueve a la gente a meterse en política.

La demagogia respecto al crecimiento es lo más peligroso porque la izquierda, que provocó la espantosa recesión de 1999, siempre podrá decir que la felicidad no es absoluta todavía y que ellos la traerán.

Anónimo dijo...

Oye, Wilfredo, lo que se necesita es crecimiento economico del pais, mejora economica para el colombiano de a pie, y aumento progresivo de la clase media. Y negocios limpios, nada de narcotrafico o contrabando o algo ilegal. Que se cree empleo y genere trabajo para bastante gente.

Ese debe ser el credo de los politicos, ningun programa ideologico, ningun partido de nada que camufle el vicio de la exclusion o las pandillas politicas.

Luego de cumplido un periodo de crecimiento economico, con nuevas leyes que lo hagan estable, es cuando el pais y sus politicos se pueden dar el lujo de hablar de politica, o lo que es lo mismo, hablar mierda.

Anónimo dijo...

Para Atrabilioso de Moreno.

No tengo el documento por que aun no se ha hecho público, la fecha planeada para darlo a conocer es el 7 de Agosto próximo, pero algunos apartes de de el (documento) los a dejado ver el gobierno y una de las metas es duplicar la renta per cápita de los Colombianos a finalizar el año 2019.

Sobre el último anónimo, no puede decirle nada por que no entendí lo que quiso exponer.

Colombia no se duerme dijo...

Al Sr Moreno, fui yo quien opino como anonimo, y no me parece muy ininteligible o irracional o incomprensible lo que dije.

Pero si usted ha encontrado una forma de negarse a responder o de vetarme en interaccion de opiniones, esa es su decision, y en realidad es usted quien pierde, no yo, yo mas bien gano tiempo que puedo perder opinando o interpretando sus comentarios e ideas.


Cual apertura propone usted en Colombia? espero que no sea la que acaba de demostrar. Lo siento, pero asi no se puede.... bye, Mr.

Anónimo dijo...

De Moreno Para Colombia no se duerme.


Si Usted lo que quiso decir es que el crecimiento no se bebe Politizar o ideologizar, estoy totalmente de acuerdo, lo que no comparto es que entre como debate electoral, como una promesa mas que no se puede cumplir, ese es un termino muy peligro, peor seria salirse de cosas realizables para esperar una rente por habitante en retroceso algo así como mil dólares o ochocientos por persona en el 2019 y con toda el hambre y miseria que eso trae, situación que no podrán escapar Países como Bolivia y Ecuador (por dar un ejemplo en la región) si continúan en rebelión constante gracias a la perdida de confianza en todas las instituciones democráticas. En Colombia solo existen tres o cuatro Instituciones que el País respeta, una de ellas es la figura Presidencia gracias a la capacidad de Uribe y a que cumple todo lo que promete y el resto por las consecuencias de sus Políticas.


No soy tan optimista como Usted, el crecimiento Y la Prosperidad es una consecuencia de la movilización Ciudadana y de eso carece la Sociedad Colombiana donde el Congreso sigue siendo elegido por el voto amarrado y dentro de el no es prioritario crecer a tasas altas. Con lo que se ha logrado tan solo se debe esperar que las cifras expuestas por Colombia 2019 no se escapen de las manos.

Anónimo dijo...

A eso hay que anotarle que los fracasos para crecer son endorsados al Presidente ¿Es que nadie a leído o escuchado que el referendo fue un fracaso del actual Gobierno o que si las reformas económicas para hacer viable al País no pasan es otro gol en contra de el Gobierno? Lo que mas indina es que halla personas que piensen que todo esta dado para que Colombia emule los milagros económicos, como el Alemán el de los Tigres Asiáticos o celta.

Anónimo dijo...

(Otros de los motivos que explican por que Colombia no crece a tasas altas para bajar la miseria de forma rápida se pueden ver en estas dos opiniones)

Jorge Iván González, director del Centro de Investigaciones para el Desarrollo (CID) de la Universidad Nacional, asegura que no se ha derrotado la pobreza porque esta administración no ha querido mejorar la distribución del ingreso, ni hacer una redistribución de la tierra ni ha puesto en marcha una verdadera política de empleo estable y bien remunerado.

Pero Felipe Barrera, subdirector social de Fedesarrollo, sostiene que sí hay avances en el tema social y que el más importante es la cobertura en educación, que es una de las políticas más efectivas para hacer redistribución del ingreso. La meta del Gobierno de crear 1,5 millones de cupos escolares en educación primaria se alcanzará el año entrante. También hay avances en la cobertura de salud, aunque, según la Contraloría General de la República todavía 15 millones de colombianos están por fuera de este servicio.



(Los dos evalúan la Política Social del Presidente y si se puede ver en una de las opiniones (la de Jorge Iván González) es de ideología Socialista, ni siquiera esta dentro de los conceptos democráticos y capitalitas que han hecho que el Mundo este hoy con menos pobres que ayer, y la otra opinión solo se defiende entre las cuerdas en que lo han acorralado, ni siquiera propone cosas mas avanzadas que emulen a occidente para no hablar de acusar a los culpables de por que Colombia no sale de la pobreza. Lo que mas dolor produce es que ese debate de “Ideas” no es un hecho Aislado, son el pan de cada día en la forma de “Buscar un Mejor País” ¿alguien me dará la razón?)

Jaime Ruiz dijo...

Para el último anónimo:

Por muy provocador y sectario que resulte, creo que es la simple verdad: en Colombia no se puede reducir la pobreza porque los recursos se gastan en pagarle sueldos altísimos a parásitos como ese señor González.