31 jul. 2005

Pastrana embajador

A veces la política es como un juego sin nociones morales, como el ajedrez. Un buen jugador gana con las blancas o con las negras, y no necesita ser buena persona ni tener motivos generosos, sencillamente acierta con la combinación de jugadas.

Eso mismo pienso que ocurre con algo como nombrar a Pastrana embajador en Washington: por un lado le da la oportunidad de reivindicarse ante los colombianos, pues probablemente sería un buen embajador; por el otro lo degrada en su rango: ¿cuántos ex presidentes están dispuestos a ser embajadores? No hablo de Colombia, sino de cualquier país.

De modo que por el lado de Uribe la propuesta es acertada. Por el lado de Pastrana no es raro que acepte, pues su situación es desesperada: lo rechaza la mayoría de los colombianos y el tipo de población de inclinaciones conservadoras, tradicionalistas, etc., está con Uribe.
Pastrana sólo tiene la lealtad de sus clientelas, que ven amenazados los puestos y los votos si su jefe persiste en la oposición. Sobre todo porque sus argumentos, los que expone El Nuevo Siglo, ya tienen tantos competidores en la izquierda y en el liberalismo que sólo son el adorno camandulero del minoritario bando del apaciguamiento, que día tras día va resultando más y más ilegítimo por la falta de respaldo de los colombianos y del exterior.

Tanto si hay reelección como si no, el pastranismo sólo tiene futuro asimilándose a la opción mayoritaria entre los votantes conservadores. Para los demás colombianos el nombramiento tendría el valor de un acto de justicia: el de embajador es el rango del que Andrés Pastrana nunca debió pasar. Una excelente jugada de nuestro presidente.

9 comentarios:

Colombia no se duerme dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Anónimo dijo...

Lo increible es que gente como Petro que petenece a una Izquierda sucia y que a llamado a todos contra Uribe opine sobre el tema y diga que es una jugada de Uribe para que la Corte apruebe la releecion. Petro no tiene moral para opinar y menos para afirmar cosas que no son.
Uno no entiende como todos los medios de comunicacion siguen a gente tan llena de odio como a ese señor, inclusibe medios internacionales.

DieGoth dijo...

¿Qué tiene que ver la Corte Constitucional y la reelección con Pastrana y la embajada? Gustavo Petro es tan patético que creo que no deberíamos ponerle atención. Sobre todo ahora que teniendo a Pastrana de embajador, el Partido Demócrata comenzará a ver sus sabotajes (y los de HRW) con otros ojos. Finalmente los demócratas comenzarán a darse cuenta de que los viajecitos de Petro tenían otros intereses.

nightjuan dijo...

Comparto el que quizás termine sirviendo para algo el nombramiento de Pastrana, pero eso depende de si éste aprovecha tal oportunidad.

No deber ser sólo para su propio bien sino para el de todos los colombianos (teóricamente, claro, debería ser siempre así, pero...).

Anónimo dijo...

Bruno.

Mi opinión sobre Petro.

Petro puede opinar cuantas veces quiera por que Colombia es una Democracia, claro que otra cosa seria si ellos llegaran al poder, entonces viviríamos igual que en Venezuela, un País donde se puede opinar pero no acusar ni hacerles juicio a los acusados cuando forman parte del Gobierno, tampoco sorprende que los medios Colombianos persigan a ese Señor para conocer sus opiniones, ellos comparten ideología y los medios Internacionales se guían de lo que pasa adentro por tal motivo emulan a la prensa Colombiana. Me sorprendió mucho que en un reportaje de CNN en español se mostrara a una Señora que tiene a un pariente secuestrado por la guerrilla declarando que el Canje Humanitario era muy difícil por que había muchos intereses Políticos de por medio, intereses de quienes lo impulsaban, también mostraron a un Señor que decía que como su hijo no tenia peso Político como Ingrid entonces era un secuestrado de tercera, eso deja ver que el Noticiero esta teniendo presión de los Colombianos residentes en el Exterior para que muestren las dos caras de la moneda o hasta gente de aquí mismo, pude ser.

Sobre Pastrana comparto lo dicho por Don Jaime.

Jaime Ruiz dijo...

Para Nightjuan:

Vamos a suponer que Pastrana sólo piensa en su supervivencia política y en los intereses de su clientela, como yo creo. De uno u otro modo, le conviene recuperar prestigio ante la sociedad colombiana, y sólo lo puede hacer ejerciendo algo en lo que es muy bueno y que mucha gente puede despreciar, pero que es precisamente muy útil en la diplomacia: las formas, la elegancia, el refinamiento de la gente rica...

A mí Pastrana me desagrada instintivamente, pero cuando leí que le habían ofrecido la embajada en Washington me pareció en cuestión de segundos un gran acierto. Creo que es su papel, que para gobernar le faltan aptitudes pero para la diplomacia las tiene.

Para mí la cuestión decisiva es que Pastrana sirve para reforzar la amistad con EE UU, cosa que me parece imprescindible: lo único que faltaba es volver a los tiempos de Samper, al chantaje de la certificación, a la sospecha de todo lo que procede de Colombia (de que el gobierno está vendido al narcotráfico).

Para Bruno: muy interesante eso que usted cuenta. Es que la justificación de las FARC de los políticos y columnistas de izquierda y de las ONG no resiste la mirada de una persona recta. Si en algo ha triunfado Uribe es en que para identificarse con los opositores hace falta realmente desear que haya más muerte. Y eso no es tan fácil.

Anónimo dijo...

Alberto

Tiene mucho sentido lo que expresa Bruno con la nueva “Libertad” de opinión que están ejerciendo la ideología totalitaria de izquierda Latinoamericana, dejan opinar como no lo hace Castro en Cuba y detrás de ese disfraz existe una inmunidad espantosa para quien forman parte de esa ideología, así cualquiera peca si tiene la redención asegurada, talvez por ese motivo no sorprende mucho la actitud de Garzón cuando la bancada Peñalosista lo llamó para que rindiera cuentas por el programa “Bogota sin hambre” se ofusco tanto que hasta se proclamo el Mesías de los barrigas bacías, tiene suerte de tener a la prensa de su lado, a otro político por ese error lo hubieran crucificado, solo vimos un editorial del Tiempo llamándolo a la calma y nada mas.

Anónimo dijo...

Resulta indignante ver como los medios de comunicación son abiertamente partidarios de ese “Señor” Garzón, en otros Países por lo menos son mas diplomáticos a la hora de apoyar a alguien.

Anónimo dijo...

El ofrecer la Embajada en Washington,a Pastrana, es una genial salida del Presidente Uribe, con ella compra su "lealtad", lo que antes era reprobable para el ingenuo "ex",hoy es un "servicio desinteresado" al pais; se conformo a regañadientes con la sede en Washington,pues su deseo era el de "Embajador Itinerante" una especie de permanente viajero en delicioso turismo por todo el mundo, sin sede especifica,su jurisdiccion a capricho del viajero;seguramente en sus giras Presidenciales, se le escaparon algunos sitios por visitar y que mejor que ahora para hacerlo a nombre y a costas de este pais encantado que aun llaman Cololombia.

Simpliciano