29 jun. 2005

Los ángeles de la muerte

Por Wilfredo Moreno

Un titulo que servía como antesala a un editorial del único periódico de circulación nacional puede resumir todo lo que envuelve una ideología que amenaza con convertirse en el ángel exterminador a la colombiana: ahora resulta que los logros obtenidos por las últimas administraciones de Bogotá no significan nada por mucho que reciban elogios y premios internacionales que casi nada ha recibido en toda la historia del país, sencillamente porque no cuentan con el beneplácito de los que crean la óptica de lo que debe ser "lo social".

"Lo social" es una definición peligrosa que puede llevar al poder a cualquiera que sufra un desequilibrio mental que lo lleve a pensar que la única forma viable de liberar a las personas del sufrimiento es por medio de la muerte o impartiendo más dolor para inmunizar a los favorecidos con tal aspiración.

En Colombia las escenas de políticos que a falta de argumentos sólidos que sirvan como plataforma para atraer electores deciden ventilar la bandera de "lo social" como única vía salvadora ya son moneda corriente.

La misma bandera se usa como cortina de humo por otros que saben que su ideología es rechazada por la sociedad en la que quieran incubarse, y la mala definición de lo social también ha llevado a algunos a tomar las armas y en nombre de la “justicia social” cometen toda clase crímenes monstruosos.
Los ejemplos de lo que pueden llegar a hacer esos sujetos que se creen ángeles liberadores son muchos en todo el mundo. En tiempos recientes se han visto en Asia, han pasado por África y han terminado en América Latina. Desde Pol Pot hasta sus imitadores en el Nuevo Mundo, como Fidel Castro o Hugo Chávez. ¿Alguien duda todavía de que en Cuba el dolor es algo tan natural que ya desapareció la definición en el diccionario?

¿Y en Colombia? La mayoría de las personas se horrorizan al pensar que en algún momento de sus vidas pueden llegar a ser víctimas de los ángeles de la muerte. Es tanto el pavor que producen esos sujetos que muchos caen en la obsesión de estudiar las manías y posibles estereotipos de aquellas criaturas que sufren tal desequilibrio.

Lo que esas personas no entienden es que los tienen muy cerca, que son los que manejan los medios de comunicación importantes y varios partidos políticos. Una realidad que la mayoría ignora por influencia de la leyenda urbana que dice que aparecen únicamente para hacerle daño a una sola persona a la vez.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Siempre me pregunte, si los Cubanos sufrían mucho por que no se revelaban, ahora logro entender, los que mantiene pasmado es la inmunización al sufrimiento impartida por el régimen opresor, eso hace que los habitantes de la Isla Caribeña vean el dolor como algo cotidiano como algo normal por que es en el Mundo del dolor don viven.

Anónimo dijo...

La foto donde se muestra la montaña de esqueletos es realmente espeluznante.

Anónimo dijo...

Keep up the good work online prescription ionamin without screensaver black 147 alfa romeo Self detox vicodin addiction Sexy lexi booty i like Bill navy old online tele2 registrar Wsm industries pressure washers jogging stroller