7 jun. 2005

Lords criollos

Por Wilfredo Moreno

En el idioma inglés primitivo la palabra lord significaba 'dador de pan'. En tiempos de penuria esas personas socorrían a las victimas de pestes o hambrunas y a cambio de sus favores pedían la sumisión total de los socorridos, que terminaban convertidos en sus esclavos. Eran trueques muy comunes en la Inglaterra medieval.

Y también en la Colombia actual.

Los lords criollos, a diferencia de los ingleses, no aparecen o se fortalecen después de las hambrunas y pestes causadas por la naturaleza, nuestros dadores de pan a falta de esos fenómenos los tienen que crear de una forma artificial. Muchas personas que hoy están entregadas en cuerpo y alma a regalar comida antes fueron líderes de sindicatos estatales que presionaban para que el grupo perteneciente a su tribu obtuviera tantas prebendas exageradas como fuera posible, como los sueldos exorbitantes, que con todo no superaban las pensiones tempranas que lograron.

Sólo eran fenómenos artificiales que terminaron creando hambrunas y convirtiendo a sus creadores en "dadores de pan" o "señores", como los llamaría la evolución de la lengua Inglesa.

No es ésa, por desgracia, la única forma de obtener él titulo de señor en Colombia, también los guerrilleros que sembraron terror, desesperanza y pobreza y que un día decidieron seguir con su “lucha” en el terreno político han llegado a tanto. Por tal proeza, se han convertido en "dadores de pan", que proponen regalar tractores y tierras en los campos que un día arrasaron, otros lords salen del Congreso o de las altas cortes oponiéndose a políticas capaces de ayudar a espantar el miedo a las hambrunas por que la sin ellas no podrían ganarse el titulo haciendo populismo.

Todo porque esperan la sumisión total a cambio de pan.

Los sumisos colombianos tienen pocas esperanzas de desterrar a sus amos a sus lords criollos, a diferencia de la gente de aquella Inglaterra primitiva, donde la fe en Cristo siempre servía para que sus amos unos meses antes de morir los dejaran libres esperando con ello ganar indulgencias para entrar en el reino de los cielos.

Los lords criollos no creen en esos cuentos primitivos: ´recuerden que Lemos Simmonds no renunció a su pensión inmerecida a sabiendas que dentro de poco moriría.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Esos Lors tenían muchos derechos entre ellos acostarse la primera noche de bodas con las mujeres de sus esclavos, en Colombia no lo hacen la primera sino mucho antes, dicen que el día que atentaron contra Wilson Borja llegaron cantidad de mujeres diciendo que eran las amantes del señor, Borja como la Cantidad de gente que tenia influencias en ECOPETROL y el resto de Empresas del Estado obtenían las hermanas de sus esclavos las hijas de sus esclavos y hasta a las esposas de sus esclavos ¿O como es que Wilson Borja tiene tantas amantas?

are dijo...

No en vano la palabra lord se parece muchisimo a la palabra lard ;)