3 jul. 2013

Las mentiras de Gustavo Petro

Del coronel Alfonso Plazas Vega

En el año 2008, ya estando detenido el coronel Plazas Vega, el entonces senador Gustavo Petro en una entrevista con Julio Sànchez Cristo de la W Radio, manifestó que entre el 04 y el 08 de octubre de 1985, poco antes de los hechos del Palacio de Justicia, cuando fue capturado por tropas de la Escuela de Infantería por el delito de porte ilegal de armas (por el cual fue condenado y nunca amnistiado ni indultado, y sin embargo funge como alcalde de Bogotá violando descaradamente la Constitución Política de Colombia), fue torturado por el coronel Alfonso Plazas en las instalaciones de la Escuela de Caballería.

La W Radio interrogó al coronel Plazas al respecto, quien para fortuna conservaba su pasaporte de la época, en el cual está claramente establecida su salida de Colombia hacia España entre el 28 de septiembre y el 27 de octubre de 1985. Mal podía haber torturado a Petro en Bogotá, entre el 4 y el 8 de octubre, estando en Madrid. Sencillamente quedó claro que Petro estaba mintiendo.

Esto es muy grave, porque si el coronel Plazas Vega no hubiera tenido su pasaporte a la mano, con seguridad que estaría condenado por el delito de tortura.

Vale recordar que en el 2007 en sesión del Senado de la República el señor Petro también acusó al coronel Plazas Vega de pirómano en el Palacio de Justicia. Hoy está procesalmente establecido que el Ejército no fue el incendiario del Palacio de Justicia, sino el M-19. Y el hoy alcalde Petro sí fue acusado formalmente por un juez sin rostro por los delitos de terrorismo e incendio en el Palacio de Justicia como autor intelectual, en Resolución de Acusación de fecha 15 de mayo de 1989 radicada a las 18:00 horas de ese día. Petro no estuvo presente en los hechos del Palacio de Justicia porque estaba preso por porte ilegal de armas, delito por el cual fue sancionado por el juez de Instancia Penal Militar que era el general Jesús Armando Arias Cabrales. Hoy el general Arias esta preso por unos desaparecidos que no lo son, puesto que están muertos, los mató el M-19.

Petro fue sancionado con 18 meses de cárcel y pago la pena en las cárceles de La Modelo de Bogotá y Picaleña de Ibagué. Regía la Constitución de 1886 y los militares podían juzgar terroristas, por eso el general Arias lo juzgó y habiendo sido capturado en flagrancia fue condenado. El defensor de Petro fue el abogado Rafael Barrios Mendivil, integrante del colectivo José Alvear Restrepo. Este abogado hoy es la cabeza del grupo de abogados de ese colectivo, que acusa al general Arias Cabrales y al resto de oficiales por desaparición forzada, delito que no existía en 1985.

¿Qué hace Petro de Alcalde? ¿Dónde está el respeto por la Constitución Política de Colombia? ¿Cuál es el funcionario responsable de haber habilitado a Petro en contra de los principios constitucionales, para presentarse como candidato a la Alcaldía Mayor de Bogotá?

El siguiente video resume la forma como el coronel Plazas le probó a Petro sus mentiras, expresadas cínicamente ante la opinión nacional.

No hay comentarios.: